martes, 30 de diciembre de 2014

Tesoros de saldo

El otro día, visitando un mercadillo navideño, vi un puesto de libros donados. Podías coger uno o varios y echar la voluntad en una hucha para fines benéficos. La mayoría eran clásicos, manuales obsoletos, premios literarios de certámenes muy modestos o infantiles de otro tiempo. No sé por qué elegí uno de estos últimos, una publicación danesa de 1971:  Susy y Solveig, de Gretha Stevns. No lo conocía de nada, pero me recordó a otros libros de mi infancia: aquellas colecciones de Los Cinco, Los Hollister, Puck...  
Me pregunto a quién pertenecería este volumen. Supongo que a alguien menos nostálgico o más generoso que yo. Jamás me desprendería de aquellas historias que tanto me ayudaron a amar la lectura. Sería como deshacerse de un tesoro.
C.M.SB.



domingo, 28 de diciembre de 2014

Hamburguesa-estrés

Estás en la fila. Ves que te va a tocar de un momento a otro. Miras los paneles luminosos. Repasas el pedido mentalmente. Una chica con visera te apremia con una sonrisa forzada. Recitas el pedido, pero titubeas un instante. La chica te fulmina con la mirada. Le estás haciendo perder un segundo. El corazón se te acelera, rectificas y a punto estás de pedir perdón con gesto avergonzado. La muchacha teclea a velocidad de vértigo y te extiende un vale que casi vuela por los aires. Te apartas a un lado y, antes de que puedas reaccionar, otra chica con visera canta el número que te corresponde. Recoges la bandeja y buscas desesperadamente una mesa vacía. Una vez sentado, respiras con cierto alivio. Sin embargo, la calma dura poco. Abres los envoltorios, echas el ketchup de cualquier modo y te pones a comer a dos carrillos, a mordiscos frenéticos. Te has contagiado de la prisa, de esa que se huele nada más traspasar las grandes puertas de cristal. La hamburguesa está rica, pero tiene un regusto a estrés.
C.M.SB.




jueves, 25 de diciembre de 2014

martes, 23 de diciembre de 2014

Felices fiestas...

a todos los que visitan, han visitado o visitarán este blog (también a los que no lo visitan, ni lo han visitado ni lo visitarán). 
Felices fiestas a los que adoran las Navidades y a los que las detestan (no suele haber término medio).
Felices fiestas a los que quiero.
Felices fiestas a pesar de todo, incluso a pesar de las ausencias.
C.M.SB.

Ferrándiz




lunes, 22 de diciembre de 2014

Las voces de esta mañana

Esta mañana, mientras iba de un lado a otro de la casa haciendo mil tareas pendientes, he puesto la tele para oír de fondo las voces de los niños de San Ildefonso. Ni siquiera prestaba atención a los números que cantaban. Simplemente les quería oír y recordar aquellas mañanas de mi infancia, cuando la radio, instalada en la cocina, me despertaba para anunciarme que todo el país estaba pendiente del gordo, para decirme con voces distintas pero siempre iguales, que la Navidad había empezado. 
C.M.SB.


domingo, 21 de diciembre de 2014

Búhos y alondras

Dicen que, según el horario que prefieras, o eres búho o eres alondra. Sin duda alguna, me encuentro entre los búhos. Me gusta la noche. Verla desde una ventanilla o a pie de calle. Observar el ir y venir de la gente cuyo rostro apenas se intuye, los escaparates iluminados, las casas encendidas tras las cortinas, los carteles de neón proyectados sobre las aceras, los faros de los coches incendiando la ciudad... Te paras en un semáforo y ves a esa mujer trabajando en una tintorería. Va de manga corta y está envuelta en el humo de las máquinas. Imaginas su calor a pesar de las bajas temperaturas propias de la estación. Está sola, concentrada en su trabajo, con la mente puesta en doblegar una arruga o a saber en qué otro pensamiento. Su tarea debe de ser dura, rutinaria, y sin embargo, algo en ella te hace creer que está bastante satisfecha. Quizá sea su forma de moverse, la energía de sus gestos. Pisas el acelerador y el coche te va llevando. Ves a grupos congregados alrededor de la barra de un bar, charlan, sostienen un vaso en las manos, sonríen o ríen abiertamente, viven ese instante en la noche que tanto amamos los búhos.
C.M.SB.

Aldo Deep Red

sábado, 20 de diciembre de 2014

El gusto de contar

No importa cómo escribo: importa qué. Importa no enmudecer en el camino. Con humildad quiero escribir, levantada en la mano del deseo, jugando. Quiero escribir como cuando platico, sin tregua y sin mirarme demasiado. Puesta sólo en la historia, sólo en el gusto de contarla para que alguien quiera leerla. 
La emoción de las cosas
Ángeles Mastretta


viernes, 19 de diciembre de 2014

domingo, 14 de diciembre de 2014

La puntualidad de los gorriones

La campana anunció que el recreo había terminado. Unos corriendo, otros aferrándose aún al juego, los niños fueron entrando por la puerta que les conduciría al aula. Cientos de ojos les vigilaban desde una cierta distancia. 
Cuando el patio quedó vacío, la bandada de gorriones aleteó hasta el suelo y las migas de pan desaparecieron en un instante. Después los pajarillos emprendieron el vuelo con el mismo jolgorio con el que habían desaparecido los niños. 
Cada mañana, de lunes a viernes, se repetía la escena con idéntica puntualidad, con la misma insistencia con la que tocaba la campana.
C.M.SB.


domingo, 7 de diciembre de 2014

Regalo inesperado

De repente, alguien que no esperas te hace un regalo que tampoco esperas. Le miras a los ojos y ves la ilusión bailando allá al fondo, la certeza absoluta de haber acertado con tus gustos. Entonces sientes que la palabra gracias se te queda pequeña en los labios. 
C.M.SB.


sábado, 29 de noviembre de 2014

Ojalá

Se acaba el mes y no encuentro tiempo para escribir lo que me gustaría. Espero que diciembre me regale algún rato para poner en palabras las ideas que me rondan desde hace tiempo. Si no, quizá acaben alejándose de mí para encontrar mejor suerte. 
C.M.SB.



sábado, 22 de noviembre de 2014

Siempre...

es bueno tener proyectos y ganas de visitar lugares nuevos. Hoy me han entrado unas enormes ganas de viajar. Ojalá llegue pronto la oportunidad de emprender una escapada. ¿Qué lugar me aconsejas?
C.M.SB.


jueves, 20 de noviembre de 2014

Frente a las malas noticias

Es recomendable pasar al menos un día a la semana sin periódicos, la radio y televisión apagadas, con la idea de que eres tú el único dueño de tu vida y elegir la dieta más conveniente, por ejemplo, unos versos de Safo, una sonata de Bach, un ensayo de Montaigne, el silencio en una playa desierta, el aire puro de alta montaña. Ese día descubrirás que el futuro no es tan negro, que no todo está perdido.
La dieta
Manuel Vicent
El País, 16 de noviembre de 2014.
Safo

domingo, 16 de noviembre de 2014

Hace un tiempo...

descubrí el trabajo de la ilustradora Montse Llop. Fue un verano. En Gerona. Y me gusta. Espero que a ti también. 
¡Feliz semana!
C.M.SB.


sábado, 15 de noviembre de 2014

Muchas veces...

vemos un simple escalón como una montaña inaccesible. Otras, en cambio, creemos que lo imposible está al alcance de nuestra mano. Todo depende del estado de ánimo, de la dirección que marque nuestra propia veleta, esa que en ocasiones apunta hacia el optimismo.
C.M.SB.


viernes, 7 de noviembre de 2014

martes, 4 de noviembre de 2014

Viajar sin moverse de la silla

Tengo una facilidad asombrosa para irme de un lugar sin moverme de la silla. Me adentro en un pensamiento y, poco a poco, voy perdiendo de vista lo que hay a mi alrededor. El ruido se convierte en silencio y abandono sin querer a las personas que me acompañan. De pronto, no sé cómo, con la misma facilidad con la que me he marchado, regreso al sitio donde me encontraba y tomo conciencia de lo que me rodea. De repente, veo el gesto atónito de la persona que está sentada al otro lado de la mesa. Entonces pienso que he sido muy desconsiderada. He partido de viaje y ni siquiera he tenido la delicadeza de decir adiós.
C.M.SB.


viernes, 31 de octubre de 2014

Para terminar el mes...

un recuerdo de la infancia: el Don Juan Tenorio en televisión, en blanco y negro.
C.M.SB.

Mª José Goyanes y Fernando Guillén

martes, 28 de octubre de 2014

El tiempo de la ausencia

Hace ya dos años que se marchó el señor de los gorriones. Dos años que podrían ser dos días, dos siglos o dos segundos. Es imposible medir el tiempo de la ausencia.
C.M.SB.

Guadalajara, 2011


lunes, 27 de octubre de 2014

Homenaje al árbol

Vives entre el aire.
De noche vas de la tierra
a las estrellas.
Cuando hayas muerto,
todavía
harás crecer una llama.


(Màrius Torres)


viernes, 24 de octubre de 2014

sábado, 18 de octubre de 2014

Cine español

El otro día volví a indignarme por un comentario peyorativo sobre el cine español. Creo que en ningún otro país del mundo se desprecia tanto la cosecha propia. Supongo que quien habla así de nuestra filmografía es que desconoce películas tan formidables como El Sur, En la ciudad sin límites, La colmena, Mujeres al borde de un ataque de nervios, El verdugo, Plácido, Esa pareja feliz, El nido...

C.M.SB.




viernes, 10 de octubre de 2014

Recomendación

Los libros que uno se propone releer en la edad madura son muy semejantes a los lugares en donde uno quisiera envejecer.
Joseph JoubertSobre arte y literatura.

La cita la he tomado prestada de uno de los blogs que recomiendo: Fragmentos escritos. Si todavía no lo has visitado, te animo a hacerlo. Merece la pena. Por sus palabras y por sus imágenes.
C.M.SB.

martes, 7 de octubre de 2014

El primer sorbo

A veces la belleza se deja ver en detalles cotidianos e insignificantes. Vuelcas una botella de tónica sobre un vaso de boca ancha, lleno de cubitos de hielo y con una rodajita de limón. Contemplas cómo el líquido transparente se abre camino entre el agua helada y una media luna amarilla. Pequeñas burbujas dibujan un universo de gas y un suave chisporroteo sube hasta tus oídos. Tu paladar se anticipa al sabor ligeramente amargo y la promesa de la sed calmada se convierte en parte de ese instante placentero y feliz. 
El primer sorbo es el más delicioso.

C.M.SB.



sábado, 4 de octubre de 2014

miércoles, 1 de octubre de 2014

Por partes

Gracias a Madame Fil (Sant Feliu de Guíxols) he descubierto esta obra llena de color e imaginación. Allí he tomado más de un café (delicioso) en los dos últimos veranos. Es un espacio distinto, cálido y lleno de creatividad que recomiendo a los que visiten el lugar. También a los que sean amantes de trabajar con la lana y con todas sus posibilidades que, como muestran las imágenes, son infinitas. Las ideas están ahí, flotando a nuestro alrededor. Sólo es cuestión de atraparlas. 
C.M.SB.




Ana Teresa Barboza

martes, 30 de septiembre de 2014

Manías

Mañana ya es miércoles. La semana avanza y llego a ese día que, desde siempre, desde que recuerdo, he detestado. No sé muy bien por qué, pero le tengo antipatía. Quizás porque alrededor de él se han producido a menudo una serie de circunstancias (horarios no deseados u ocupaciones ingratas) que me han hecho aborrecerlo. En fin, quién sabe. Tal vez se trate de una manía como otra cualquiera.
C.M.SB.


viernes, 26 de septiembre de 2014

Mirándolo bien

Empezaba a anochecer cuando he mirado el reloj. Marcaba las ocho y cuarto. ¡Cómo van acortándose los días! Da cierta pena pensar en que pronto acabarán las tardes de sol y, sin embargo, mirándolo bien, también da gusto pensar en la lluvia del otoño, en las noches bajo el peso de las mantas, en una taza de caldo bien caliente, en el placer de salir de la oscuridad de una sala de cine para entrar en la oscuridad de la calle, en el olor de la ropa recién lavada cuando se seca cerca del radiador, en el tacto de la lana, en el sonido de las hojas secas bajo los pies...
C.M.SB.



lunes, 22 de septiembre de 2014

Copla con reflejos

El espejo nos confunde;
la ventana nos libera:
en uno, todo es revés;
en la otra, todo afuera.

(Cecilia Pisos)
Soplacoplas
Sopa de Libros. Anaya

La Cartuja de Valldemossa, agosto de 2013

domingo, 21 de septiembre de 2014

Bueno...

el domingo toca a su fin y da comienzo una nueva semana. Espero que sea llevadera para todos y que sepamos sacar lo bueno de cada día. A ver si mañana logramos empezar la jornada con optimismo, disfrutando de lo que las horas nos deparen. Ese es mi propósito. ¿Y el tuyo?

C.M.SB.


viernes, 19 de septiembre de 2014

Estoy contigo

Duerme.
Duerme tranquilo
bajo el arrullo de palomas,
bajo la sombra del ciprés.
Duerme.
Duerme tranquilo,
que aquí estoy,
vigilando tu sueño
y alimentando tus flores.
Duerme tranquilo,
que estoy contigo.

C.M.SB.




martes, 16 de septiembre de 2014

domingo, 14 de septiembre de 2014

Fuimos muchos...

los que ayer nos manifestamos contra la barbarie del Toro de la Vega. Fuimos muchos, más que en 2013 y estoy segura de que cada año aumentará el número de personas que diga NO a la tortura de un animal indefenso. Estoy convencida de que un día celebraremos el final de esta canallada disfrazada de tradición. Es cuestión de tiempo. Y de no callar.

C.M.SB.

Madrid, 13 de septiembre de 2014

viernes, 12 de septiembre de 2014

Los rizos del mar

Los rizos del mar
escriben palabras
con tinta
de sal:
sirena,
naufragio,
isla,
coral,
fragata,
velero,
timonel
y calamar.
Los rizos del mar
van y vienen,
vienen y van,
pasando las horas,
ola tras ola:
tic,
tac.

C.M.SB.
El peine del viento (Chillida)

jueves, 4 de septiembre de 2014

Cuánta razón

Como una respiración saludable, la libertad es algo en lo que no piensa quien la disfruta  sin conflicto, y eso le lleva infaliblemente a perder la conciencia de su importancia y de su fragilidad.

La vida por delante

(Antonio Muñoz Molina)




miércoles, 3 de septiembre de 2014

Un poco más cerca de las nubes

La nube, cansada de viajar sin rumbo, se tumbó sobre la cima de la montaña. Y soñó con ser nieve para descansar durante los meses más fríos y para convertirse en cascada de agua fresca durante la primavera y saciar la sed del caminante que busca las cumbres, persiguiendo siempre el sueño de estar un poco más cerca de las nubes.

C.M.SB.




sábado, 30 de agosto de 2014

ESTABA SEGURO

La observó a lo largo de cuatro estaciones. Sostenía en las manos el mismo libro que él había olvidado tiempo atrás. Estaba seguro. Como también lo estaba de que sus sonrisas se debían a los mismos párrafos que le hicieron sonreír a él.

La muchacha bajó en la quinta estación y el libro quedó abierto sobre su asiento. El mismo olvido.
Podría haberlo recuperado, pero prefirió dejarlo allí. Estaba seguro de que algún día despertaría nuevas sonrisas en otro viajero. Y quizá él tuviera la suerte de verlas aparecer. En otro tren, en otro momento de cercanía.
C.M.SB.


viernes, 29 de agosto de 2014

domingo, 24 de agosto de 2014

Una pieza de colección

En mi particular colección de ventanas, no podía faltar esta: la más pequeña de Brujas.
C.M.SB.

Brujas, agosto de 2014

sábado, 23 de agosto de 2014

Como el humo

A veces, un sueño parece tan real y es tanta la angustia que genera, que llegas a despertarte. Sin embargo, cuando ya has abierto los ojos y tratas de recordar qué era eso que te resultaba tan terrible, no llegas a atraparlo del todo. Quedan ciertas imágenes borrosas, algunas palabras, una ligera sensación de malestar, pero la esencia de lo que te ha aterrorizado se ha disuelto desde el momento en que has salido de la pesadilla. A la mañana siguiente, tratas de explicar esa especie de cortometraje que ha pasado por tu mente mientras dormías, pero no encuentras la forma de que el otro capte el motivo de tu angustia. Al intentar contarla, te das cuenta de que, inconscientemente, vas rellenando los huecos con tu propia imaginación. La historia pierde fuerza y el miedo de la noche se desvanece como el humo. 

C.M.SB.